martes, 21 de septiembre de 2021

LA ALBARDA.



Una fábula de LA FONTAINE sirvió de inspiración  a Pierre Subleyras para realizar este cuadro.

Un pintor celoso sospecha que su mujer lo engaña. Para evitar la infidelidad, el artista pinta un burro en el pubis de la mujer, convencido de que si hubiese contacto con otro hombre el dibujo se borraría con el frotamiento. Cuando se marcha, aparece el amante de la mujer, que por casualidad tambien era pintor.

Una vez consumado el adulterio, el amante vuelve a poner la imagen del burro en su sitio pero, o bien por prisas, por soberbia o convencido de la estupidez del cornudo, le pone una albarda al animal, así que cuando vuelve el marido celoso descubre el engaño.

UnJ pean 

"el inconsciente de la historia de su tiempo"

 


Decía Adorno que el arte era "el inconsciente de la historia de su tiempo", y aquí tumbado, en mi sofá, creo comprenderlo. Podemos esforzarnos en crear un imaginario propio, podemos pasar la vida configurando un universo personal, pero si lo que hacemos no conecta con ese inconsciente del que hablaba Adorno, será totalmente infructuoso. El arte es siempre revolucionario, pero no porque los artistas hagan la revolución sino porque desde algún lugar desconocido interfiere en el destino de las sociedades.

Esta es una Era de extinción masiva, de un permanente asomarse al abismo, de desconcierto, pero también de grandes avances tecnológicos, y el arte comienza a reflejar ese estado de ánimo contradictorio y casi planetario, también desde el rechazo a seguir creando más y más productos de consumo sin la certeza de que lleguen a provocar cambios en las historias que se escriben sin preguntar a nadie.

Por fortuna, mi sofá es un claro ejemplo de industria cultural disidente, incómoda, sin concesiones conceptuales. Es un sofá antisofá, y por eso me gusta, por eso reclamo su lugar en el museo de la vida, porque es justo lo que necesitamos: no poder descansar aunque nos muramos de cansancio, porque es justo lo que se necesita desde un punto de vista comunitario: objetos diseñados para algo que a todas luces es imposible. Como los aviones en los que nadie se sube porque podrían no volar. Ese es el futuro razonable: fabricar cosas que no se puedan usar como tales, para así, de una vez por todas, dejar de consumir, dejar de viajar, dejar de fabricar.

Gracias, nos dirá el insconsciente del planeta, gracias. Gracias, arte.

Julio Fer

jueves, 16 de septiembre de 2021

ELISABETH SINDING



Pintora noruega 1846-1990

Se interesó por el dibujo y la pintura de animales a principios de la década de 1860,  después de la inspiración que le produjeron las pinturas de animales de Rosa Bonheur. 

Un encuentro con Siegwald Dahl la llevó  a convertirse en alumna del pintor de animales Adolf Friedrich en Dresde desde 1869. 

Durante sus años en Múnich, llegó a dominar los motivos académicos, rigurosos y narrativos de la escuela de Múnich. En la década de 1870, pintó animales pequeños, perros, gatos, conejos y pájaros en situaciones divertidas y anecdóticas .

Desde principios de los 80, los caballos se convirtieron en el tema dominante de sus cuadros, y desde 1890 casi el único. Los impulsos del realismo contemporáneo y la pintura al aire libre llevaron a una paleta más ligera y composiciones más sencillas a la par que desaparecía el carácter literario.

La mayoría de las veces representa a varios caballos juntos, en reposo, en el pasto o preferiblemente en el trabajo. Los caballos arando o tirando de la quitanieves eran motivos queridos. 
Durante varios veranos pintó en Jæren (su padre era sacerdote en Stavanger). Allí pintó caballos  al borde del agua, cerca del agua o en la nieve. 

De locontrario, el paisaje solo forma un fondo neutro para los animales o enfatiza el estado de ánimo en las imágenes. Realizó tambien  trabajos de ilustración, incluídos en  los libros de lectura de Nordahl Rolfsen. 

jueves, 9 de septiembre de 2021

SATURNO

Urano y Tellus gobernaban todo lo creado. El dios Urano era el gobernante absoluto del cielo, mientras que su esposa imperaba sobre la tierra. Juntos tuvieron por descendencia a dos hermanos varones: Titán y Saturno. Siendo el primero de ellos el mayor y, por tanto, sucesor del trono.

                                  Goya

Saturno, un dios muy ambicioso,  convenció a Titán de cederle su derecho a reinar. Si bien  Titán aceptó ceder su lugar bajo una terrible condición: Saturno debía devorar a sus hijos. De este modo, a la muerte del hermano no habría descendencia y los hijos de Titán recuperarían el poder.


                             Rubens

Con la complicidad de Tellus, Saturno destronó a su padre Urano. Saturno se casó con Ops, con quien tuvo varios hijos, pero cumpliendo lo pactado con su hermano, devoraba sus hijos al nacer. Ops, desesperada, logró salvar a uno de sus hijos, Júpiter, vistiendo una piedra con ropas de bebé. 


                            Giulia Lama

Júpiter fue educado en secreto y una vez adulto, le hizo la guerra a su padre, derrotándolo y expulsandolo del cielo. Finalmente  Jupiter se convirtió en el padre de los dioses. Júpiter no dio muerte a su padre sino que lo desterró del cielo


                              Daniele Crespi

Saturno,  tras ser expulsado del Olimpo, se instaló en el Capitolio y construyó la ciudad Saturnia. Creó un periodo de gran prosperidad durante su reinado. Enseñó a los hombres el arte de la agricultura y creó las primeras leyes.

Durante su reinado  no existía la hambruna y no era necesario trabajar arduamente. En aquel tiempo los árboles daban abundantes frutos y siempre era primavera.

                                               Júpiter, Ingres

Cuando Júpiter descubre que su padre gobierna entre los mortales, lo derroca por última vez. Como consecuencia, terminó la Edad de Oro. La primavera eterna desapareció, en su lugar llegaron las cuatro estaciones y los hombres debieron trabajar para conseguir el sustento y Saturno fue condenado al inframundo


domingo, 5 de septiembre de 2021

¿HEMOS LLEGADO A LA RELACION PERFECTA?




El hombre puede lograr el deseo de tener una pareja con una piel tersa, un pelo según el antojo del momento y con un calor interno que puede graduar según convenga.
Ya las fabrican con inteligencia artificial, pero supongo que se andarán con cuidado, donde esté una mujer sumisa con la que compartir una buena película o un partido de futbol sin quejas ni opiniones no hay nada que lo supere.
Con esto de la pandemia muchos hombres han descubierto que compartir su vida con un ser de goma es una experiencia maravillosa. Las tareas del hogar ya las realiza "la rumbita", el lavaplatos y la lavadora, la alegría y la obediencia puede llevarlo a cabo  una buena perrita juguetona ¿Y el sexo?
Los científicos encargados de este tema ya han descubierto robots que mantienen una relación más allá de la física. Mueven la boca, hablan y hasta aplauden a la pareja despues de una relación sexual. ¿Que hombre no desearía tener como cónyuge una pareja paciente, amable, cariñosa, confiada y sin quejas?
Lo que me sorprende, o  no, todo es según el punto de vista, que hay hombres que compran la muñeca acompañados de sus esposas e incluso hay mujeres que se las regalan a sus maridos. ¿Estaremos en el momento perfecto para la emancipación de la mujer?

lunes, 30 de agosto de 2021

EDUARDO ROSALES

 





(Madrid, 1836- 1873) Pintor español. Las penurias económicas, la muerte prematura de sus padres y las primeras crisis de la enfermedad que a la postre causaría su muerte hicieron muy difícil su infancia y primera juventud. Pese a todo, se formó en la Academia de San Fernando y viajó a Roma, donde inició su carrera pictórica. Después de unas creaciones iniciales de corte convencional, en 1867 presentó en París El testamento de Isabel la Católica, su obra más conocida y valorada, con la que se consagró como un gran pintor. La novedosa concepción de la pintura histórica que muestra Rosales en dicha obra y también en La muerte de Lucrecia, fueron fruto de una búsqueda de la esencialidad del hecho histórico y sus protagonistas que está muy lejos del pintoresquismo tan habitual en este género pictórico por aquel entonces. Se le deben también paisajes y hermosos retratos de sugerente colorido.

lunes, 23 de agosto de 2021

Virginie Demont Breton

 



Nació en courrieres en 1859 y murió en París en 1935. Hija de Jules Breton y sobrina de Emile Breton, ambos pintores de reconocido prestigio. A los 20 años ya ganó una medalla de oro en la exposición Universal de Amsterdam de 1883.

En 1890 se trasladó a Wissant, un pequeño pueblo en la Costa de Opalo, donde ella y su marido, el pintor Adrien Demmont, habían construído una villa, obra del arquitecto belga Edmond De Vigne, vivienda que se convertiría en monumento histórico en 1985.
Virginie se integró en la Unión de Mujeres de Pintores y Escultores en 1883. Pugnó por la entrada de mujres en la Escuela de Bellas Artes, en una época que que solo tenían acceso a una carrera los hombres, y lo consiguió en 1897. En 1894 fue condecorada con la Legión de Honor
En una primera etapa, su pintura se trataba principalmente de escenas historicas o míticas pero despues de trasladarse a Wissant mostró la vida de los pescadores y el entorno social